Los balancines neumáticos Ingersoll Rand, diseñados para manejar virtualmente todas sus necesidades de elevación, suspensión y posicionamiento de hasta 2000 lb (900 kg), se utilizan en todas las industrias de todo el mundo, gracias a su productividad, ergonomía y valor sobresalientes.

Gracias a su diseño simple, casi no requiere mantenimiento, ofrece velocidades variables de hasta 200 ft/min (60 m/min), cubre la capacidad de 10 balancines de resorte diferentes, ofrece un ciclo de capacidad nominal de rendimiento continuo, funciona sin lubricante y consume sólo 1/8 ft3/m de aire por ciclo (50 veces menos que un elevador neumático).

Los balancines neumáticos se encuentran disponibles en 5 capacidades estándar: 50 lb (22 kg), 150 lb (68 kg), 200 lb (90 kg), 350 lb (160 kg) y 500 lb (225 kg), con 3 opciones de control.

Las unidades estándar pueden tener el cable enhebrado en poleas o enhebrado en tándem a fin de manipular tanto cargas simples como cargas variables de hasta 2000 lb (900 kg).

4 Opciones

  • CONTROL ZA: Para la mayoría de las aplicaciones de ensamblaje de tipo levantar y colocar y de precisión. Se trata de la opción de control más común, y funciona como un elevador suspendido con control de elevación y descenso.
  • CONTROL B: Los balancines serie B vienen con un paquete de NO CONTROL, y se utilizan al integrarlos con dispositivos de manipulación que ya contengan controles.
  • CONTROL BA: Para equilibrar un carga simple y constante. Es ideal para suspender herramientas, pistolas de soldadura o accesorios, cuando la carga no se debe quitar nunca.
  • CONTROL EA: Equilibra miento de carga para 3 tipos de carga: alta, baja y sin carga. Se utiliza principalmente con aplicaciones con carga y sin carga.